dilluns, 7 de març de 2011

El mundo es eso

Un hombre de Seronga, un pueblito en medio de Botswana, visitó las Ramblas de Barcelona.
Cuando volvió, les contó a su familia que había oído la vida en la gran ciudad. 
Y dijo que se escuchaba un repertorio de ritmos desacompasados.

-El mundo es eso- les contó-. Un montón de gente, un repertorio de ritmos asíncronos.

Cada persona suena con un timbre y ritmo propio entre todas las demás. No hay dos ritmos iguales. Hay ritmos rápidos y ritmos lentos y ritmos de todos los compases. Hay gente de ritmo pausado, que ni se inmuta ante las tormentas, y gente de ritmo diabólico, que corre como el viento. Algunos ritmos, ritmos flojos, no se oyen ni se entienden, pero otros caminan ante la vida con tanta fuerza y gancho que no se pueden oír sin mover los pies, y quien se les acerca, se pone a bailar al compás.

Nota: Este post muestra mi admiración al micro-relato "El mundo", El libro de los abrazos - Eduardo Galeano.
¿Qué ritmo tienes tu? 

 

 

4 comentaris:

  1. Quina gràcia això de comentar els dos alhora amb un micro del Galeano! Aquest no l'havia llegit i m'ha agradat molt! Certament hi ha gent que captiva pel seu encant i el seu savoir-faire, que en diuen.

    ResponElimina
  2. Somo un montón de gente, un mar de fueguitos. Cada persona brilla con luz propia entre todas las demás.
    No hay dos fuegos iguales. Hay fuegos grandes y fuegos chicos y fuegos de todos los colores. Hay gente de fuego sereno, que ni se entera del viento, y gente de fuego loco, que llena el aire de chispas. Algunos fuegos, fuegos bobos, no alumbran ni queman; pero otros arden la vida con tantas ganas que no se puede mirarlos sin parpadear, y quien se acerca, se enciende.
    E. Galeano.

    No puedo responder a tu pregunta, Jordi, creo que la respuesta le pertenece a quienes nos rodean y, aún así, habría muchas diferentes pues cada uno nos ve/siente de distinta manera.

    Te dejo un beso.

    ResponElimina
  3. Un mart de fueguitos! El vaig llegir a Argentina i és clar quan vaig arribar el vaig transcriure per no oblidar mai aquest passatge. Ritme sincopat, feble, fort, fort, feble. Pum pum pumpum pum!
    Petons lil.la la! :-p

    ResponElimina
  4. Para mí el mundo es el ritmo de la respiración y la contracción del corazón.
    Sentir esa bocanada de aire que entra....esa otra que sale. Notar como a través del pecho hay algo ajeno a tu voluntad que sigue latiendo pese a todo y a pesar de todo.

    Mi mundo es eso: Respirar y latir. Sí, ese es mi ritmo.

    Signat "jo"

    ResponElimina